Commander Angel Francisco Rodriguez-Melendez

Commander Angel Francisco Rodriguez-Melendez

Puerto Rico Police Department, Puerto Rico

End of Watch Friday, April 30, 1993

Angel Francisco Rodriguez-Melendez

Commander Angel Francisco Rodriguez-Melendez was shot and killed by another officer while inside the Bayamon Regional Headquarters.

Around 8:15am, Commander Rodriguez-Melendez was exiting the building when another officer made a complaint about the Commander's recent decision to transfer the officer to another station. The officer pulled out his service weapon and shot Commander Rodriguez-Melendez three times, killing him instantly. The officer entrenched himself in the Radio Communications room were other officers were forced to use tear gas to apprehended him. He was charged with first degree murder.

Commander Rodriguez-Melendez served with the Puerto Rico Police Department for 20 years and was the Commanding Officer for the Bayamon Police Region. He was posthumously given the rank of Lieutenant Colonel. He is survived by his wife, and three sons, one of whom was a Puerto Rico Police Cadet at the time.

Bio

  • Age 47
  • Tour 20 years
  • Badge Not available

Incident Details

  • Cause Gunfire
  • Weapon Gun; Unknown type
  • Offender Not available

Most Recent Reflection

View all 14 Reflections

A MI PADRE QUE ESTÀ EN EL CIELO Y QUE HOY CUMPLE UN AÑO MÁS QUE SE FUÉ DE MI LADO.

PAPI, naciste un 3 de marzo y desde ese momento el mundo vió crecer a un Ángel en la tierra de corazón noble, bondadoso y humilde tendiste tu mano a quién la necesitó. No tenías maldad alguna aún cuando la vida varias veces te colocó obstáculos en el camino tu luz propia siempre te sacó adelante y Dios siempre iluminó tus pasos.

Fuístes excelente hijo, hermano, padre, tío y amigo, excelente ser humano lleno de virtudes, alegre, humilde, sencillo, apacible, de corazón puro y de mirada angelical. Llegaste a mi vida convirtiéndote en lo más importante, UN PADRE INIGUALABLE.

Llegaste para ser mi PADRE, el que siempre me AMO por lo que soy, el que siempre me escuchó, el que siempre me ayudó en todo y me abrazo cada vez que lo necesité. El que jamás me mintió, él que lloró conmigo en momentos de tristeza y rió a carcajadas en momentos de alegría. El que me enseñó a ser la persona que soy. Llevo conmigo tus sabias palabras, tus consejos, tu paz y sobre todo el que me mostró el camino del bien y del mal y que siempre me recalcó que con Dios TODO y sin Él NADA, QUE EL LÍMITE ES EL CIELO, A NO RENDIRME ANTE NADA NI NADIE, QUE LA VIDA CONTINUA. Me AMASTES COMO SOLO UN PADRE SABE AMAR A UNA HIJA, me protegiste y me cuidaste cada día desde el primer día en que ve vistes nacer.

Tengo tantos recuerdos y todos son hermosos, recuerdo cuando salías del trabajo cansado, pero aún así tenía tiempo para diálogar conmigo y darme los excelentes consejos. Cuando estaba triste o me sentía mal sólo me bastaba verte para curar todo mal, escuchar tu voz, mirar tus ojos y sentir tu abrazo y listo porque sabía que estarías ahí para darme palabras de aliento y protegerme. No había mejor cura que estar con mi PAPÀ!

Yelitzee Rodríguez
Hija

May 12, 2017

Create an account for more options, or use this form to leave a Reflection now.